lunes, 4 de enero de 2010

Vueltas y vueltas

A golpes de cuerda
giro y giro
ritmo de una loca peonza
que no sabe cual es la meta,
me ciño fuerte a su abrazo
hasta que me suelta libre,
la busco con la mirada
encontrándola una vez en cada vuelta
pero cada vez más aturdido
tiendo mis manos buscando su abrazo
que no me atarán
hasta que no me tome parado del suelo.

©Ike

2 comentarios:

Neogeminis dijo...

a veces uno se siente así de aturdido, sin rumbo, esperando por algo que no llega ni tampoco se sabe muy bien qué es.
Espero se detenga esa calesita (carrusel) en la que te describes.


Te dejo un abrazo.

Ángel Iván dijo...

Al igual que el texto anterior, estaba liado con mi papel y lápiz cuando via mi sobrino dando vueltas y vueltas hasta caersa y ponerse a llorar, diligentemente mi hermano le levantó y consoló y volvió a dar y dar vueltas y pensé que no nos diferenciamos mucho de esos pequeños con sus juegos, damos vueltas y vueltas hasta que nos paramos y gracias a algo, alguien tomamos o nos dan impulso de nuevo.
Un enorme abrazo.

Archivo del blog